Exirula Exirula

Newsletter

¿Quieres recibir información de Txirula y MrJam?

Ya está enviado. ¡Gracias!

VIDEO

TWEETS RECIENTES

    Tweets

    Ha llegado este juguetito a Txirula... una guitarra acústica con metrónomo, looper y app. Muy útil para componer, p… https://t.co/1gc2uxaxCI
    1 day

    Tweets

    Ala otra horneada de USED PEDALS.... ya están revisados, sólo queda fotografiarlos y subirlos a la web, atentos que… https://t.co/0m1S5srokW
    4 days, 14 hours

020115

Facebooktwittergoogle_pluspinterestlinkedintumblrmail

Desde que los sistemas de grabación de audio digital se instauraron en los estudios de grabación la revolución que se produjo en todo este mercado como sector industrial fue brutal.

No es algo que nos deba extrañar; en el sector de la impresión (un gran sector en nuestro país) la entrada en juego -previa a la que años después ocurrirá en el audio- del ordenador y la impresora láser conmocionó de tal forma este sector que muchísimas empresas cerraron, mucha gente fue al paro y el trabajo que hasta ese momento lo hacían varias personas lo empezó a desarrollar una sola junto con una máquina.

No es una cuestión de alarmar porque a su vez nacieron nuevas profesiones y sectores hasta entonces desconocidos. Bajo mi punto de vista es simplemente EVOLUCIÓN, algo que el ser humano conoce desde siempre.

A partir de ahí, y centrándonos en el sector del audio, surgen las diferentes opiniones de si "…antes era mejor…", en analógico suena todo más cálido…", "…no se puede comparar un plugin con lo mismo en hardware…", etc.

Los estudios nuevos ven toda una oportunidad dado que con menos equipamiento parece que se puede hacer lo mismo. Los estudios con más años ven que todo el equipamiento en el que han invertido durante años se queda infrautilizado….

Y a medida que los nuevos equipos han evolucionado teniendo a nuestro alcance sistemas con salidas y entradas múltiples, podemos desempolvar todo aquel hardware y volverlo a utilizar. Es hora de volver a todos esos colores que posiblemente tenían esos maravillosos (y no tanto) cacharros hardware.

roland studio

Con una tarjeta que contenga más de 2 INS/OUTS (el clásico formato de 8 INS/8 OUTS es un standard) podemos crear buses/envíos de la señal digital hacia el mundo hardware, procesar ahí la señal y devolverla al mundo digital.

Tan sólo tendremos que tener en cuenta que el proceso de conversión D/A y A/D llevará ciertos milisegundos; esto producirá latencia y, en algunos casos, posiblemente la tengamos que tener en cuenta.

Para ello podemos hacer pruebas, por ejemplo, con una señal cuadrada. La reproducimos desde el ordenador, la sacamos, procesamos, la devolvemos al ordenador, la grabamos en un track diferente y las comparamos con la máxima resolución de zoom que nos permita nuestro software. La diferencia en milisegundos que se produzca entre ellas será la que tendremos que aplicar al audio resultante con respecto al original.

Si además nuestro hardware tiene implementación MIDI podremos guardar todos los settings utilizados e incluso automatizar diferentes parámetros en tiempo real. Como un plugin.
Aspectos positivos de todo ello:

· Las incompatibilidades entre versiones o similares (SO, versiones del software y plugins, cambio de protocolos, ASIO, UA, AAX, TDM, RTAS, …) desaparecen dado que es hardware lo que utilizamos.

· No necesitamos licencias de uso o de protección, llaves dongle, iLoks o similares.

· No necesitamos actualizarlo como un plugin software.

· El dinero que hemos invertido en hardware siendo este de calidad reconocida, es (mínimamente) más rentable que el software. Es prácticamente imposible revender un plugin anticuado.

Mientras tanto y para los más pesados e intransigentes, la discusión analógico versus digital continúa.

Para el resto, seamos capaces de combinar lo mejor de ambos mundos utilizando la tecnología como una mera herramienta para llevar a cabo nuestras ideas, dado que el contenido es lo importante, no el continente.

digi

Dpto. Sonido Profesional de MrJam

(Visited 356 times, 1 visits today)

MAS

No hay comentarios

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *